Edición y Dirección General
Farm. Néstor Caprov

VER STAFF
VIENDO 1/6/16
Un investigador argentino creó un dispositivo que permite medir la viscosidad de la sangre
1/6/16, 11:25 RÍO NEGRO, junio 1: Su nombre es Nadim Morhell y con ayuda del profesor Hernán Pastoriza dieron el primer paso para materializar una idea que revolucionará el entorno médico en los próximos años: un dispositivo de bajo costo para medir de forma precisa la viscosidad de la sangre. Tras la certificación de la Anmat, el microviscosímetro podría estar disponible en 2017.
La viscosidad sanguínea es uno de los parámetros más relevantes para evaluar complicaciones en el sistema cardiovascular de un paciente, particularmente, en aquellos con problemas de coagulación sanguínea o falta de irrigación de tejidos. En el caso de los recién nacidos, problemas congénitos o surgidos en el parto pueden dar lugar a la hiperviscosidad, una afección que puede dañar el cerebro, los riñones y los pulmones.

Para evitar sus posibles consecuencias, hay que asegurarse de que la viscosidad de la sangre esté dentro de los valores considerados normales, y esto se logra por conteo de glóbulos rojos. Pero este método puede conducir a falsos positivos y negativos, lo que puede ocasionar que los bebés reciban transfusiones de sangre innecesarias o internaciones, o que, al no ser detectada la hiperviscosidad, algunos de sus órganos sufran daños por falta de oxigenación.

En una charla de café entre médicos del hospital zonal de Bariloche e investigadores del Centro Atómico Bariloche con experiencia en nanotecnología, surgió la pregunta sobre si resultaría posible medir la viscosidad de la sangre con solo una gota.

La pregunta surgida de ese intercambio entre dos disciplinas derivó en una tesis de la Maestría en Física Tecnológica del Instituto Balseiro (IB) y, posteriormente, en la creación de la empresa MZP Tecnología, con el objetivo de desarrollar un dispositivo comercial.

Pero eso fue hace ya varios años. Hoy, MZP Tecnología está integrada por los doctores en Física Nadim Morhell, Darío Antonio y Hernán Pastoriza, y el producto en el que actualmente trabajan es un viscosímetro para diagnóstico clínico que consta de un dispositivo óptico electrónico del tamaño de un celular, al que se le introduce un insumo descartable similar a los que se usan en medidores de glucosa para pacientes diabéticos.

Estas tiras reactivas descartables contienen un chip micromaquinado, en el que se coloca una gota de sangre que circula por pequeños canales que hay en él y, a partir de registros como la diferencia de presión, la velocidad y el tamaño de los canales, puede inferirse la viscosidad de la sangre. Una vez insertada la tira en el dispositivo, el equipo tarda unos tres minutos en hacer la medición de viscosidad, que se refleja en un visor.

La idea fue crear un dispositivo de bajo costo para diagnóstico clínico que fuera fácil de usar en el área de neonatología de las instituciones de salud, y el desarrollo ya fue patentado en la Argentina y en otros países. El proyecto contó con financiamiento del Fondo Argentino Sectorial (FONARSEC), del Ministerio de Ciencia,Tecnología e Innovación Productiva de la Nación, por un monto de $ 3,5 millones y con un subsidio de la Fundación Argentina de Nanotecnología (FAN). También participó del Concurso Innovar y formó parte del catálogo 2015.

En diálogo con TSS, Morhell dijo que “está cambiando bastante la perspectiva que se tiene sobre la investigación. Se aprecia cada vez más el hecho de que, más allá de las contribuciones en la frontera del conocimiento, haya desarrollos que puedan tener un impacto social y comercial bastante más inmediato”.

Darío Antonio y Hernán Pastoriza se encuentran hoy en el Silicon Valley, en Estados Unidos, donde pasarán dos meses en el programa de aceleración de emprendimientos que ofrece la Singularity University, para el que fueron una de las cuatro empresas seleccionadas entre 400 candidatas. “Lo que esperamos obtener —explica Morhell— no es algo tangible y concreto, sino la experiencia misma de conocer gente y armar redes de contactos que permitan en el futuro desarrollar el proyecto”.

Actualmente, la iniciativa está en una etapa de certificaciones requeridas por la legislación nacional para que el producto pueda ser lanzado al mercado. El equipo se encuentra en la etapa final del denominado estudio de fase preclínica y está a punto de pasar a la fase clínica, en un proceso que se realizará a lo largo de todo este año.

Fuente: Agencia TSS

#Tecno
¿Like?
#Medicamentos
Dos medicamentos evitarían la quimio en pacientes con leucemia
BUENOS AIRES, diciembre 14: El avance fue presentado recientemente en Estados Unidos, y entusiasma a los especialistas nacionales. Ambos fármacos están autorizados por las autoridades sanitarias argentinas.
#HepatitisC
Ezequiel Ridruejo: “la hepatitis C se puede curar en más del 95% de los casos”
BUENOS AIRES, diciembre 13: El titular de la Asociación Argentina para el Estudio de las Enfermedades del Hígado (AAEEH) habló de los resultados de la primera encuesta realizada sobre esta enfermedad.
#Industriafarmacéutica
Marcelo Figueiras: “el objetivo es la accesibilidad de los pacientes”
BUENOS AIRES, diciembre 12: El titular de Laboratorios Richmond explica los planes que hicieron que la semana pasada la firma lanzara parte de su paquete accionario a cotizar a la bolsa de comercio.
#SeguridadSocial
Médicos del interior bonaerense, en alerta por impagos del IOMA
LA PLATA, diciembre 11: Desde distintas entidades de profesionales aseguran que la obra social provincial mantiene una importante deuda con el sector, que se suman al aumento de la burocracia para realizar trámites y cobrar las prestaciones.
keywords