Edición y Dirección General
Farm. Néstor Caprov

VER STAFF
VIENDO 24/10/16
#Tecno
Utilizan robots para investigar sobre enfermedades y medicamentos
24/10/16, 12:28, MADRID, octubre 24: Científicos españoles crearon robots biomédicos que sirven para el estudio de patologías raras, neurodegenerativas y tumores, como para la investigación en farmacología.
¿Like?
#NuevosFármacos
20/7/18, 12:40, BUENOS AIRES, julio 20: El medicamento Abicipar permite mejorar la visión como las inyecciones disponibles en el mercado. Buscan la aprobación de la FDA de Estados Unidos.
#Sarampión
20/7/18, 11:52, BUENOS AIRES, julio 20: El Ministerio de Salud nacional confirmó dos casos autóctonos, y lanzó un plan para contener la circulación vital. Un informe critica la baja vacunación en los últimos dos años. En Brasil, hay más de 600 contagios, cun cuatro muertos incluidos.
Investigadores de la Universidad de Oviedo, España, en conjunto con la empresa estadounidense Biomedicas, diseñaron robots biomédicos que pueden resultar de gran ayuda en el estudio de enfermedades raras, neurodegenerativas e incluso cáncer.

Su trabajo, publicado en la revista Journal of Comutational Biology, además será aplicado en la búsqueda de medicamentos huérfanos y de nuevas llaves terapéuticas y para la selección de fármacos personalizados, en función de las necesidades de cada paciente.

Juan Luis Fernández Martínez - profesor del grupo de Problemas Inversos de la universidad asturiana - explica que estos robots permiten predecir fenotipos (la expresión de la información contenida en los genes en función de un ambiente determinado) tanto en investigación clínica como traslacional.

El investigador agrega que el robot biomédico es un conjunto de herramientas de matemática aplicada, estadística y ciencias de la computación capaz de aprender dinámicamente de datos complejos, conocidos con el término de big data, y de ayudar a los médicos a tomar decisiones y a plantear tratamientos personalizados en función de las necesidades de cada paciente, la denominada medicina de precisión.

“Se trata de simplificar la complejidad y de hacer el big data pequeño. Cuando uno comprende el problema hallando las variables que lo describen, todo se hace más sencillo. Parece Magia Borrás, pero no lo es, es parsimonia”, comenta Fernández.

Este grupo de investigación apliccó estos robots a tres enfermedades concretas: la leucemia linfocítica crónica, la miositis por cuerpos de inclusión, y la esclerosis lateral amiotrófica. En el caso de la leucemia, los resultados han mostrado la importancia de la Lipoproteína lipasa, una enzima que descompone los triglicéridos en ácidos grasos libres y glicerol. Para la miositis, un trastorno degenerativo inflamatorio de los músculos, los investigadores han descubierto la importancia de varios genes y la influencia de diferentes virus y bacterias en la génesis de esta enfermedad autoinmune, de forma que el sistema inmunitario confunde las proteínas propias con las generadas por el invasor.

Finalmente, en el caso de la esclerosis lateral amiotrófica, los robots han sido capaces de determinar la importancia de un grupo de proteínas –las caspasas—que controlan el mecanismo de muerte celular programada y que en modelos animales transgénicos se han relacionado también con la mutación del gen SOD1. También aparecen vías relacionadas con el virus Epstein-Barr. Obviamente, todos estos hallazgos, indica el investigador, necesitan confirmación y refrendo clínico.