Edición y Dirección General
Farm. Néstor Caprov
SUSCRIBITE HOY
farmacia, farmacias, farmaceutico, farmaceutica, industria, biotecnologia, cancer, medicamentos, enfermedades, sanitara, sanitario, mercado, salud, farmacos, remedios, biodisponibilidad, trazabilidad, prepagas, obras sociales, enfermedad, tratamientos, colegiatura, colegio de farmaceuticos, profesional, investigacion, investigador, conicet, bioquimica, laboratorios, vacunacion, prevencion, anmat, fda
Nuevo fármaco podría regenerar las células pancreáticas dañadas en diabéticos
11/3/15, 13:08:57 NUEVA YORK, marzo 11: Un estudio reciente publicado en Nature Medicine da cuenta de que entre un espectro de más de 100 mil medicamentos, sólo la harmina consigue que las células beta de islotes pancreáticos se multipliquen. #Fármacos
Los investigadores pertenecientes al School of Medicine at Mount Sinai, en Nueva York, EEUU, publicaron que la harmina conduce a la división sostenida y la multiplicación de células beta adultas en cultivo de humano, una proeza eludida durante años. Además, el tratamiento con harmina triplica el número de células beta y conlleva un mejor control de la glucemiae en tres grupos de ratones modificados para reproducir la diabetes humana.

La causa conocida de la diabetes tipo 1 es la perdida de células, en la que el sistema inmunitario equivocadamente ataca y destruye las células beta. Investigaciones recientes señalan que el mal funcionamiento de las células beta también contribuye a la diabetes tipo 2. Por ello, el desarrollo de medicamentos que puedan incrementar el número de células beta sanas es la prioridad en la investigación de la diabetes.

"Nuestros resultados proporcionan una gran cantidad de evidencia que demuestra que la clase de fármacos de harmina puede hacer que las células beta humanas proliferan en niveles que pueden ser relevantes para el tratamiento de la diabetes", afirma el autor principal del estudio, Andrew Stewart, director del Instituto de la Diabetes, Obesidad y Metabolismo en la Escuela de Medicina Icahn.

"Encontramos que la harmina, probablemente mediante la interacción con DYRK1A, aumenta los niveles de otros controladores conocidos de la división celular --plantea Peng Wang, profesor asistente de Medicina, Endocrinología, Diabetes y Enfermedad Ósea en la Escuela de Medicina Icahn y primer autor del trabajo--. Estos controladores incluyen la proteína c-MYC, cuyo gen fue la base del cribado que se utilizó para identificar la harmina como un potencial tratamiento".

El estudio ahora se centra en realizar cambios en la harmina y sus semejantes para encontrar un medicamento cuyo objetivo sean sólo las células beta.
Profesión al día
Catamarca: obra social prepara con farmacias detalles del nuevo convenio
SAN FERNNDO, abril 26: La Obra Social de los Empleados Públicos (OSEP) convocó a los farmacéuticos locales para terminar de redactar el futuro acuerdo de atención, que regirá en los próximos días.
Destacado
En la Argentina se hacen 50 mil operaciones cardiovasculares por año
BUENOS AIRES, abril 26: Especialistas destacan que los riesgos quirúrgicos de estas intervenciones “son muy bajos”. Los factores de riesgo que aumentan la posibilidad de padecer enfermedades coronarias, y los síntomas a tener en cuenta.
Esto que pasa
El nuevo Remediar: los medicamentos públicos tendrán mayor incidencia en el programa de estrega gratuita
BUENOS AIRES, abril 24: Luego de un encuentro entre autoridades sanitarias y la agencia de laboratorios estatales, se definió que el CUS-Medicamentos distribuya más presentaciones producidas por plantas públicas. De esta forma, se busca desmentir las versiones sobre la falta de interés del gobierno nacional sobre la actividad de estos establecimientos. Luego de un año con complicaciones, prometen mayor interacción en 2017.
Ciencia Aplicada
Investigadores argentinos identifican una variación genética que es indicativa de riesgo de cáncer oral
CÓRDOBA, abril 27: A través de un estudio inédito en Argentina, investigadores de la Facultad de Odontología de la UNC identificaron que cierto tipo de mutación en el gen TP53 está relacionado con un mayor riesgo de desarrollar cáncer oral. Esto se debe a que esa alteración genética es menos eficiente en la supresión de la transformación celular, más lenta para inducir la apoptosis (muerte celular programada), y menos eficiente en la unión e inactivación de una proteína supresora de tumores (inhibe la proliferación de células).