Edición y Dirección General
Farm. Néstor Caprov

VER STAFF
VIENDO 25/9/15
#Medicamentos
Salta: denuncian robo millonario en medicamentos oncológicos
25/9/15, 14:57, SALTA, septiembre 25: Un robo de película sucedió en la provincia norteña, el cual involucra a la empresa Ocasa y al Ministerio de Salud. Se llevaron una conservadora especial con una carga en drogas oncológicas valuada en $2,5 millones de pesos. Sucedió el 4 de agosto, pero la denuncia trascendió hoy.
#NuevosFármacos
Alertan sobre trabas y dificultades en el país para acceder a medicamentos contra el cáncer
7/2/19, 14:49, BUENOS AIRES, febrero 7: Especialistas e integrantes de sociedades de pacientes se quejaron de los obstáculos que pone la seguridad social para que los pacientes argentinos tengan los últimos avances en la lucha contra el mal.
#SeguridadSocial
Obra social de Entre Ríos deberá cubrir costoso fármaco contra el cáncer importado de Alemania
14/2/19, 12:35, BUENOS AIRES, febrero 14: Un fallo del máximo tribunal de justicia de esa provincia ordenó al Instituto de Obra Social de la Provincia de Entre Ríos (IOSPER) pagar junto al Estado provincial un tratamiento oncológico de unos 10 millones de pesos. El paciente es un menor de edad.
La provincia de Salta fue el escenario del robo de una carga de medicamentos oncológicos valuados en 2,5 millones de pesos. El hecho involucra al Ministerio de Salud y a Ocasa, una empresa del parque industrial salteño donde el ministerio deposita los medicamentos.

De acuerdo al expediente que investiga la Fiscalía Penal N° 10 - a cargo de Ramiro Osorio - el hecho sucedió el pasado 4 de agosto, pero recién trascendió el día de hoy, mientras que desde la cartera sanitaria provincial no se pronunciaron al respecto.

Según la denuncia realizada por el personal de Ocasa, el día indicado el el supervisor de la planta de almacenamiento de medicamentos de la firma, Hernán Coronado, recibió un llamado telefónico del jefe del Programa de Oncología del Ministerio, Carlos Terrazas, avisándole que le enviaría un mail solicitando medicamentos cuya entrega era urgente debido a una auditoría que llegaba de Buenos Aires. Enviaría a una persona a buscarlos en la planta del Parque Industrial.

Coronado informó la situación al jefe del depósito, Gabriel Zenarola, sobre todo porque Terrazas le había advertido que por la hora no podía generar el pedido de los remedios a través del sistema electrónico, vía obligatoria para la entrega.

Por la urgencia, Zenarola da la orden de preparar el pedido a Fernando González (operario).

Ese 4 de agosto, a las 21.30, en la guardia de Ocasa se presenta el Dr. Pedro Alejandro Chaparro para retirar los insumos, pero no presenta su documento de identidad. Informado de la situación, Coronado llamó al Ministerio de Salud. No estaba Terrazas, así que habló con una doctora de apellido Marcheti.

"Sí, el pedido lo ordenó el Dr. Terrazas, seguramente el Dr. Chaparro debe ser un amigo de él. Entrégueselo", respondió ella. Coronado vuelve a informar a Zenarola, y en ese instante recibe un llamado de Terrazas pidiéndole que haga efectiva la entrega porque era urgente.

Así, González le da a Chaparro la conservadora con los valiosos medicamentos.

Al día siguiente Zenarola habló con una secretaria del Dr. Terrazas para regularizar la situación con el envío de la solicitud formal. Ella le dice que desconoce el pedido y que preguntará al funcionario. Horas más tarde Terrazas habla con Zenarola y le dice que no existía ninguna instrucción para que se retiraran insumos oncológicos del depósito de Ocasa. El robo se había consumado y fue denunciado por Martín Medrano, gerente comercial del NOA de Ocasa, el día 12.

Extorsión

La historia no finaliza ahí, ya que el 24 de agosto personal de Ocasa de la provincia de Buenos Aires informó a la Fiscalía Penal 10 que Manuel Saravia -jefe de Operaciones de Ocasa- había recibido un mensaje desde un celular con característica de Jujuy, en el que le decían que uno de los autores del robo era Medrano y esa persona pedía 70.000 pesos para dar la dirección en la que estaban los medicamentos y donde le entregarían fotos de Medrano con el Dr. Chaparro, que retiró la carga.

En los días siguientes pactaron entre Saravia y quien escribía en el celular la entrega de 40.000 pesos en la guardia de Ocasa del parque industrial a cambio de la información. Informado el fiscal penal, se montó una vigilancia policial. A las 19, hora pactada, nadie se presentó en la firma. Treinta minutos después, el del celular pide concretar el pago y se acuerda en la estación de servicio que está frente a la terminal de ómnibus. Allí una persona se aproxima a Saravia y le pide el paquete. La Policía lo detiene, pero declara ser solo un cadete de moto y que una persona le iba indicando por teléfono qué hacer. Recibe en ese momento un mensaje para que vaya a la ruta 26, camino a La Isla. Un policía se sube a la moto con él. Al llegar, se baja el trabajador y queda solo el policía. Un pasajero de un taxi se aproxima y pide el paquete. En ese momento es detenido y se identifica como Daniel Acuña, empleado de Ocasa. Al declarar, según consta en el expediente, dice que el robo había sido planeado por Zenarola y que la idea era venderlos "a un doctor o farmacéutico de Córdoba", que por 16 cajas les pagarían $100.000. Y añadió que también estaban involucrados Coronado y González. Los tres señalados fueron detenidos.

Daniel Luna, abogado de González, "en esta historia la Fiscalía está mirando solo la mitad de la biblioteca, que es la empresa Ocasa. La otra mitad, que es el Ministerio de Salud, no la toca, ya que se quedaron solo con una declaración informativa de la secretaria del Dr. Terrazas". Insistió: "Es necesario también investigar qué sucedió con el supuesto mail para pedir los medicamentos", que aún no aparecieron.

Luna explicó que ya fue liberado González, aunque aún no le otorgaron el sobreseimiento, algo que seguirán reclamando.

Fuente: El Tribuno Salta.