Edición y Dirección General
Farm. Néstor Caprov

VER STAFF
VIENDO 29/9/17
#FarmaciasdelMundo
Jorge Rachid: “el sistema nos necesita enfermos, nunca sanos”
29/9/17, 10:09, BUENOS AIRES, septiembre 29: El médico sanitarista, especialista en seguridad, analizó el impacto de la Cobertura Universal de Salud (CUS) en el país, y criticó su puesta en marcha. Explicó cómo su uso en Colombia generó la judicialización de la salud, y alertó: “es un programa que lleva a la privatización de los servicios esenciales”.
20
#DonacióndeÓrganos
Mendoza es la provincia del país con mayor cantidad de donantes de órganos
21/3/19, 12:32, BUENOS AIRES, marzo 21: Tiene una tasa de poco más de 8 donantes por cada millón de habitantes. Le siguen Entre Ríos y Tucumán. En este momento existe una lista de espera de 282 pacientes para el trasplante de órganos en Mendoza.
#Vacunación
Esta temporada se aplicará en el país una vacuna antigripal con mayor protección
12/3/19, 09:04, BUENOS AIRES, marzo 12: Se trata de una dosis que protege contra cuatro cepas del virus, y además amplía en un 25 por ciento la cobertura. El objetivo es bajar la mortalidad de la enfermedad. La OMS alertó que el mundo enfrentará en breve una nueva pandemia del mal.
El lunes pasado, el gobierno dio un nuevo paso en la puesta en marcha de la denominada Cobertura Universal de Salud (CUS), el plan que busca implementar desde el Ministerio de Salud, y que aseguran dará atención a los 15 millones de argentinos que están fuera de la seguridad social. Con la primera reunión de la Unidad Ejecutora, se comenzó a dar forma a este sistema, que podría ponerse en vigencia en 2018, pese a la resistencia de varios especialistas y entidades médicas y sanitarias. Es que la CUS significa un cambio en el paradigma de la atención de la salud, y se la emparenta con los planes que en la década del 90 intentaron una fuerte privatización en el sector. Es el principio del vaciamiento de la seguridad social”, no dura en afirmar Jorge Rachid, médico sanitarista especialista en Salud Pública y Seguridad Social, que ve en esta iniciativa resabios del viejo Sistema Nacional de Salud que se intentó implementar hace unos años. “La CUS es un nuevo entierro de Ramón Carrillo”, ejemplifica, en esta entrevista con MIRADA PROFESIONAL, donde alerta de los peligros del plan macrista para la salud que viene.

¿Qué es el CUS y por qué genera tanto rechazo?.

-La cobertura universal existe en la Argentina desde la época de Ramón Carrillo, esto que está haciendo el gobierno no es ni cobertura, ni universal ni de salud. Esto es un programa que lleva a la privatización de los servicios esenciales, financiado por el aporte solidario de los trabajadores. Es similar al Sistema Nacional de Salud que querían implementar en los 90 y se frustró por la crisis del 2001. Además, es un programa que a instancia del Banco Mundial se implemento en otros países de la región, el que mayor desarrollo tuvo fue el de Colombia, desde hace más de 20 años, que tiene como característica hacer de la salud un proceso de judicialización, el mayor de la historia. En ese país para operarse del apéndice hay que ir a la justicia a pedir un amparo.

¿Cómo funcionaría en la práctica?.

-El CUS identifica un universo de 15 millones de personas que se atienden en el sistema público hospitalario, a quienes le darán un carnet, con el que le dicen se van a poder atender en todos los lados, pero que para nosotros es un sello de pobreza en la frente. Este carnet no tiene Programa Médico Obligatorio (PMO), tiene Programa Medico Mínimo, que incluye una serie de prestaciones. En el caso de Colombia incluye 4 consultas de especialistas al año, placas radiográficas, una resonancia magnética nuclear cada 18 meses, 40 por ciento de descuento en medicamentos. Todo lo que exceda esto, es facturado y pagado por el paciente a precio hospitalario. Una característica más grave es que sin turno, el paciente se puede atender en la clínica privada, empezando a desviar recursos de la seguridad social hacia los sectores privados de la salud. Además, con ese carnet las prepagas van a poder ofrecer prestaciones pagas.

.

-Es un cambio de paradigma, se va a un sistema de aseguramiento, de privatización. Es el principio del vaciamiento de la seguridad social, un nuevo entierro de Ramón Carrillo, que murió a las 50 años planteando las cosas diametralmente opuestas, porque significa que se abandonan los planes de prevención, el apuntalamiento de la salud, que es el verdadero planteo que tenemos los sanitaria, porque en realidad lo que da dinero es la cronificación, las enfermedades. El sistema nos necesita enfermos, nunca sanos, nunca muertos, porque así no le damos dinero.

¿Cómo quedará el resto de la seguridad social con la puesta en marcha del CUS?.

-El CUS es el primer avance sobre lo que nosotros llamamos la “mesa de cuatro patas solidaria” de la seguridad social, compuesta de las obras sociales sindicales, las obras sociales provinciales, el PAMI y los hospitales públicos. Hay un avance sobre lo que se denomina el ahorro interno genuino, que era el viejo proyecto de la década del 90 cuando constituyeron una ofensiva contra las obra sociales sindicales, después crearon las AFJP, y luego las ART. El objetivo final era el Seguro Nacional de Salud pero fracasó por la crisis del 2001, y ahora lo están reintentando de la mano del Banco Mundial.

.

-Eso se está discutiendo desde el año pasado, este sistema también se completa con la reforma de la ley de ART que limita el acceso a la justicia de los trabajadores, con la baja del plan Cunita, del Plan Remediar, con el final de programas de atención primaria de la salud. Respecto a la agencia, permitirá saber qué tecnología, en especial medicamentos, se cubren, y trabajará en coordinación con la resolución 56 del Instituto Nacional de propiedad Intelectual (INPI), que permite que las patentes de Estados Unidos, Unión Europea, Japón e Israel entren directamente a la argentina sin ningún tipo de consideración ni evaluación, lo que es un nuevo desfinanciamiento a la seguridad social.