Edición y Dirección General
Farm. Néstor Caprov

VER STAFF
VIENDO 29/6/18
ResistenciaBacteriana

#ResistenciaBacteriana

Ministerio de Salud relanza su campaña para promover el uso racional de antibióticos

ResistenciaBacteriana

BUENOS AIRES, junio 29: La cartera sanitaria recordó este mes que el abuso de estos medicamentos genera serios problemas de salud, en especial la temida resistencia a las bacterias. Especialistas recuerdan que la automedicación es la principal responsable de este fenómeno, y el rol fundamental del farmacéutico en este tema.

#Opinión
Chile: venta de medicamentos en supermercados, ¿solución a qué problema?
BUENOS AIRES, mayo 13: El economista chileno Carlos Stark escribe esta columna de opinión respecto de la idea de ese país de permitir que establecimientos que no son farmacias vendan tratamientos. Para el columnista, la medida no garantiza que bajen los precios, y será una amenaza para las farmacias independientes.
#Cancer
Nuevo reclamo al IOMA por la falta de entrega de un medicamento oncológico a afiliada
LA PLATA, mayo 17: Una maestra que sufre linfoma de Hodgkin reclama que la obra social provincial le entregue el tratamiento receta sus médicos. Desde abril que mantiene el reclamo. Temen que el retraso empeore su cuadro.

En el año 2012, la Organización Mundial de la Salud (OMS) dedicó su Día Mundial de la Salud para concientizar sobre la resistencia a los antibióticos, un fenómeno que con el tiempo no para de crecer. La posibilidad de que la humanidad se quede sin estos medicamentos moviliza a los especialistas y autoridades sanitarias, que alertan que la automedicación es una de las principales causas de este problema. Por esto, en junio el Ministerio de Salud nacional relanzó su campaña para el uso racional de estos fármacos, para evitar problemas de salud en la población. Entre las medidas recomendadas, se recuerda que sólo el médico puede prescribir un medicamento, y el farmacéutico el que debe dispensarlo. La automedicación de tratamientos OTC es otro de los temas que genera alarma. Las encuestas aseguran que el avance de esta práctica, pese a las campañas de difusión. “La Argentina está a la cabeza en Latinoamérica en el autoconsumo de medicamentos”, afirman los especialistas.

La cartera sanitaria utilizó las redes sociales para difundir la campaña de uso racional de los antibióticos. “Los antibióticos son medicamentos para tratar las infecciones causadas por bacterias, tanto en los seres humanos como en los animales. Funcionan matando a las bacterias o dificultando su desarrollo y reproducción”, afirma el Ministerio de Salud en su materia. Existe una amplia variedad de antibióticos, recuerda, y cada uno sirve “específicamente para determinado tipo de bacterias. Por lo tanto, siempre debe ser un médico u odontólogo quien te indique cuándo y cuál tomar en cada caso”. En este camino, Salud recuerda que la gripe y los resfríos son causados por virus y no bacterias, por lo que “los antibióticos no sirven para curarse ni mejorar los síntomas”. Y cuando los medicamentos no son necesarios, pueden hacer daño a futuro.

Allí aparece la resistencia microbiana. Cuando una persona toma un antibiótico sin indicación médica, puede provocar cambios en las bacterias que las vuelven resistentes a los medicamentos. La resistencia a los antibióticos trae como consecuencia que los medicamentos utilizados para curar las infecciones, aún las más comunes, dejen de ser eficaces. Es un grave problema de salud pública en todo el mundo y no solo en la Argentina. Las infecciones por bacterias resistentes a los antibióticos son más difíciles de tratar y curar, y pueden afectar a cualquier persona.

“La Argentina está a la cabeza en Latinoamérica en el autoconsumo de medicamentos, siendo las drogas más consumida los antibióticos en un 46 por ciento, seguidas por los antigripales en un 45 por ciento, en un 33 por ciento siguen los relajantes musculares y un 31 por ciento antihistamínicos. Esto se deriva de un estudio de (Confederación Farmacéutica Argentina (COFA) realizado durante 2017”, sostuvo Claudio Amadio, médico infectólogo. Sobre el consumo de antibióticos y sus consecuencias, el especialista le dijo al portal MZD que “son medicamentos muy útiles que sirven para combatir infecciones, algunas de ellas muy severas que comprometen la vida, pero su eficacia depende un uso responsable del mismo que va acompañado del conocimiento médico y de la receta por el profesional. Con otras drogas no se presenta exactamente ese fenómeno de resistencia, pero pueden perder su eficacia con el tiempo. Pero otros riesgos igual de importantes son los efectos adversos que pueden presentarse tanto por dosis o indicaciones incorrectas”.

Para Amadio, “el uso responsable va de la mano de la consulta médica y es el profesional quien tiene los conocimientos para dar una prescripción confiable y certera por su dolencia”. “Pero a veces, el acto médico se ve desviado por un fenómeno cultural que se observa en los médicos latinos que es la aversión al riesgo o el miedo a lo desconocido lo que lleva a una sobre prescripción de drogas, su combinación con otras innecesarias o redundantes y/o indicar lo que el paciente le solicita”, agregó en la misma nota. Sobre el rol del farmacéutico, aseguró que “es fundamental”, y remarcó que “están cambiando su actividad tradicional centrado en el medicamento y su troquel por una reorientación basado en la atención del paciente y los medicamentos que ellos consumen, permitiendo un acompañamiento durante todo el tratamiento, la cual incluye la dispensación del medicamento por dosis personalizada”. “Esto significa que el farmacéutico no solo entrega la caja sino que la prepara en pastilleros según indicación médica y educa sobre la toma; evitando errores y alentando al paciente a involucrarse en su tratamiento. También se destacan por su función como agentes sanitarios dentro del sistema de salud pública educando en la prevención de enfermedades y evitando el autoconsumo de medicamentos”, concluyó.