Edición y Dirección General
Farm. Néstor Caprov

VER STAFF
VIENDO 19/7/18
#Medicamentos
Alertan sobre posibles efectos nocivos de los fármacos usados cuando el bebé está sacando los dientes
19/7/18, 12:47, BUENOS AIRES, julio 19: especialistas argentinos recordaron que en otras partes del mundo existe evidencia de problemas en la salud a partir del uso de tratamientos con benzocaína para aliviar el dolor en niños que están en el proceso de dentición.
#AlertaDengue
Dengue hemorrágico en el litoral: la nueva cepa amenaza a miles de personas
10/4/19, 12:29, BUENOS AIRES, abril 10: El virus DEN-4 ya está presente en la zona noreste del país y el litoral, según los especialistas. Si una persona se contagia con esta cepa y ya tuvo antes el mal, puede desarrollar la versión mortal de la enfermedad. En Misiones circuló la versión de un primer caso fatal de la versión hemorrágica, pero fue desmentida en estos días.
#Opinión
Sarampión: la importancia de intensificar la vigilancia y la vacunación
12/4/19, 09:24, BUENOS AIRES, abril 12: A propósito del alerta epidemiológica lanzado en el país por la aparición de un caso importado, Osvaldo Teglia, profesor de la cátedra Enfermedades Infecciosas de la Facultad de Ciencias Biomédicas de la Universidad Austral, recuerda la necesidad de vacunarse como forma fundamental de prevención.
Desde hace unos años, en estados Unidos las autoridades regulatorias emitieron una alerta por posibles efectos secundarios en los medicamentos que se utilizan para calmar el dolor de los bebés que están sacando sus dientes. La advertencia recayó sobre los analgésicos que contienen benzocaína, y que en algunos casos puede producir metahemoglobinemia, una enfermedad rara de la sangre pero que puede derivar en un cuadro grave. Si bien los productos no fueron prohibidos, pero recomendaron que no se usen en menores de dos años, y sólo bajo estricta supervisión médica. En nuestro país, especialistas recuerdan que existen productos con esta droga para chicos que están en proceso de dentición, y recomendaron ser cautos en su uso. Incluso afirman que el uso de frío es más eficiente. La agencia reguladora nacional remarcó que existen productos con menos efectos adversos que los que se venden en Estados Unidos.

Los medicamentos para aliviar el dolor de los niños que están sacando los dientes suelen ser analgésicos con benzocaína. Desde hace años, la Agencia de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA, según las siglas en inglés) remarcó que este tratamiento puede generar metahemoglobinemia, enfermedad que hace que la cantidad de oxígeno transportado por el torrente sanguíneo se reduzca considerablemente. Cuando se produce, la hemoglobina puede transportar el oxígeno, pero es incapaz de liberarlo de manera efectiva a los tejidos corporales. La FDA y otra agencias reguladoras decidieron hacer que estos productos se vendan bajo receta médica, y se recomendó que los productos de venta libre que contienen benzocaína “no deben usarse en bebés y niños menores de dos anos, excepto bajo la indicación y la supervisión de un profesional de la salud”

En la Argentina, existen productos con esta droga, que se usan para aliviar este dolor. “En las últimas décadas ya se conocen los efectos nocivos de la benzocaína en chicos. Puede producir metahemoglobinemia, donde el chico puede aparecer entonces con labios azulados, mareos e inclusive se puede desarrollar peligro de muerte”, sostuvo Juan Marcos Mercado miembro titular de la Sociedad Argentina de Pediatría (SAP). Ante esto, el especialista no aconsejó el uso de estos medicamentos, y aplicar frío. “Tiene excelentes resultados y produce el mismo efecto que al usar frío en golpes o torceduras. Es un calmante natural”, dijo. Los clásicos mordillos (hecho de goma especial para dentición) también son una excelente terapia que pueden proporcionan una sensación mayor de bienestar y placer en las encías. “Algunos colega pediatras también podría recetar paracetamol que no tiene efectos adversos conocidos”, agregó Mercado.

En tanto, desde el Centro de Toxicología del hospital de Niños Ricardo Gutiérrez añadieron que “no hay que olvidar que todo anestésico tiene efectos cardíacos”. “Los pediatras no suelen recomendar productos con benzocaína y nosotros tampoco”, argumentaron desde el centro de salud. En tanto, en un informe de 2011 de la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica de Argentina (ANMAT), se destaca que en nuestro país se comercializan productos de dos laboratorios locales pero que “las concentraciones son mucho menores a las que causaron los casos descriptos en Estados Unidos”.