Edición y Dirección General
Farm. Néstor Caprov

VER STAFF
VIENDO 3/12/18
#Ensayos
El país realizará en 2019 una prueba sobre el uso de medicamentos para prevenir el contagio del Sida
3/12/18, 10:58, BUENOS AIRES, diciembre 3: Desde la Secretaría de Salud nacional conformaron que se probará en 500 personas los fármacos para realizar la llamada profilaxis previa a la exposición (PrEP, por sus siglas en inglés). La dudas de algunas organizaciones de pacientes.
6
#Opinión
Nueva ley de vacunas: nada más y nada menos que una gran oportunidad
14/12/18, 11:43, BUENOS AIRES, diciembre 14: En esta columna de opinión publicada por la agencia Télam, Carla Vizzotti, especialista en vacunación y consultora para el análisis de estrategias sanitarias de Fundación Huésped, analiza el impacto de la nueva ley, aprobada esta semana por el Senado.
#Vacunación
Media sanción a la reforma de la ley de vacunas que potencia su obligatoriedad
6/12/18, 10:47, BUENOS AIRES, diciembre 6: El proyecto del legislador Pablo Yedlin obtuvo el visto bueno de la cámara de Diputados, y ahora deberá pasar por el Senado para convertirse en ley. “Las vacunas son la herramienta de salud pública más importante que tenemos”, dijo el autor de la propuesta. Ahora el Senado tendrá la misión de convertir el proyecto en ley.
La denominada profilaxis previa a la exposición (PrEP, según sus siglas en inglés) es una estrategia de prevención de la infección con HIV, donde los individuos sin infección toman medicamentos antirretrovirales antes de entrar en contacto con personas con el virus, para reducir su riesgo de infectarse. Esto se hace a través de medicamentos que previenen que el virus establezca una infección dentro del cuerpo. En muchos países esta terapia ya se utiliza como forma de prevenir infecciones, mientras en la Argentina todavía se debate sobre su eficacia. Ante esto, el gobierno nacional anunció que el año que viene realizará un estudio para determinar la seguridad y eficacia de este sistema, para poder implementarlo dentro de las políticas de prevención del mal en el país. La Organización Mundial de la Salud recomienda la PrEP a personas con alto riesgo de infección (hombres que tienen sexo con otros hombres y mujeres transexuales) combinada junto con el uso del preservativo, ya que el tratamiento no protege de otras enfermedades de transmisión sexual.

El uso de esta estrategia preventiva será parte de un estudio que se realizará el año próximo, según adelantaron desde la Secretaría de Salud nacional. “El año próximo vamos a hacer una prueba piloto de PrEP a nivel país con 500 personas que tengan riesgo, junto con las ONG, la Dirección de Sida y la Sociedad Argentina de Infectología”, le adelantó a PERFIL Miriam Burgos, subsecretaria de Prevención y Control de Enfermedades Comunicables e Inmunoprevenibles, en una entrevista con le diario Perfil. La intención es empezar en marzo, aunque el proyecto todavía está en la etapa de preparación. “Nos debemos una prueba en la Argentina para tomar una decisión y avalar lo que dice el mundo”, analizó. La PrEP que se utiliza actualmente consiste en la combinación de dos medicamentos –tenofovir y emtricitabina– en una sola pastilla. Este tratamiento ya se aprobó en más de cuarenta países pero no en la Argentina.

Los estudios internacionales sobre PrEP, que abarcan a más de 20 mil personas –como el ensayo Proud en Inglaterra– demostraron que cuando las personas toman la medicación diariamente de manera correcta el riesgo de infección de VIH se reduce un 90 por ciento. “El Estado tiene que implementar el tratamiento preventivo. Es una intervención de salud pública que realmente puede cambiar la epidemia, especialmente en gente joven gay, que es por donde está aumentado mucho”, explicó Omar Sued, director de Investigaciones Clínicas de Fundación Huésped.

La estrategia no cuenta con el aval de todos los sectores. Matías Muñoz, integrante de la Red Argentina de Jóvenes y Adolescentes Positivos, sostiene que “no se puede analizar la implementación de la misma forma que en el resto del mundo” y advierte que “volver a hablar de grupos de riesgo es caminar una cuerda floja que va entre la atención especial a determinadas personas y volver a pensar en el estigma que tienen ciertas poblaciones”. Otro de los cuestionamientos tiene que ver con el costo. Para Muñoz, Argentina, como miembro de la ONU, se comprometió a alcanzar las metas 90-90-90, que proponen para 2020 tener al 90 por ciento de las personas con VIH detectadas, el 90 por ciento de ellas con acceso al tratamiento y el 90 por ciento con carga viral suprimida: “El contexto argentino necesita que el presupuesto y la política pública se enfoquen en cumplir las metas”. Sin embargo, para los expertos el tema del costo es relativo.

Según Marcelo Losso, jefe del Servicio de Inmunocomprometidos del Hospital Ramos Mejía, hay que poner al PrEP en el contexto de prevención combinada. “Lo importante es entender que es una estrategia más que viene a sumar resultados para determinados tipos de poblaciones”, concluyó. Un llamado de atención a los líderes La conmemoración del Día Mundial del Sida coincide con la cumbre del G20 en la Argentina. Sin embargo, el VIH no está en la agenda. Fundación Huésped junto con el Programa Conjunto de Naciones Unidas para el Sida y el apoyo de Unitaid y el Fondo Mundial para la Lucha contra el Sida, Tuberculosis y Malaria impulsan una campaña para que los principales líderes del mundo asuman un compromiso y terminen con la epidemia de VIH/sida. Para eso, realizarán una instalación con las banderas de los países que participan de la reunión junto con estadísticas en relación con la epidemia a nivel mundial que den cuenta de la necesidad de mantener el tema en agenda.

Se estima que son 129 mil las personas que tienen el virus en el país, aunque un 20 por ciento de ellas lo desconoce. El 83,5 por ciento de quienes conocen su diagnóstico está en tratamiento y la mayoría de ellos se atiende en el sistema público de salud. El 35 por ciento de los nuevos diagnósticos se producen tardíamente (en el 30 por ciento de las mujeres y en el 37 por ciento de los varones). Por otro lado, la relación varón/mujer es de 2,5 a 1: por cada dos varones con VIH hay una mujer con el virus. Y finalmente la tasa de mortalidad por Sida se mantiene casi sin cambios desde hace más de 15 años, ubicándose en 3,4 por 100 mil en 2016.